Vista preliminar al Celta 18/19

           El conjunto dirigido por Antonio Mohamed “El Turco”, echó a andar por fin sobre el césped de un abarrotado campo de Baltar, en Portonovo. Sin embargo, este equipo, plagado de las bajas internacionales y de canteranos para suplirlas, deja muchas más incógnitas que certezas. El resultado final: un anodino empate a uno frente al Córdoba de segunda división, pero como siempre en este tipo de partidos preparatorios, lo de menos fue el resultado. Así todo, las sensaciones tampoco acompañaron.

            En la primera parte, el “once” titular se asemejó bastante a lo que se podrá ver en cuanto arranque la Liga. Formó ‘El Turco’ con Sergio en la portería (Rubén estará de baja al menos un mes por una inoportuna lesión producida durante esta concentración), una línea de cuatro con Mallo, Cabral, Roncaglia y Juncá, por delante Lobotka y Yukuslu, una ofensiva con Emre Mor, Brais Méndez y Hjulsager; y Beauvue como única referencia arriba. Exceptuando las futuras apariciones de los internacionales, pintaba bien para los celestes…

            No obstante, este nuevo Celta arrastró los problemas del pasado reciente, y sumó algunos nuevos. Con esa defensa tan parecida a la pretérita, el equipo demostró la misma fragilidad de siempre, traducida en cuanto se desdibujó ligeramente en un gol a la contra por parte del rival. Las bandas no funcionaron, y aunque se prodigaron en ataque, tanto el capitán por la derecha como el recién incorporado Juncá por la izquierda se vieron sobrepasados por la velocidad cordobesa.

            Aunque no todo fueron malas noticias. En la medular, Yukuslu se erigió como nuestro nuevo y flamante ‘todoterreno’; Brais sigue avanzando a pasos agigantados con pases al hueco imposibles; y Lobotka, en su dinámica habitual: conservándolo, puede acabar por convertirse en nuestro mejor fichaje. A Andrew se le vio algo más inquieto e incluso sobremotivado; y a Emre volviendo a sacar su estilo y carácter (para bien o para mal), llevándolo al límite hasta tener que retirarse a la media hora por unas molestias en el abductor.

            Quizá fue Claudio Beuvue uno de los más destacados. Ofreciéndose siempre, defendiendo con pundonor y situándose ante el nuevo entrenador como algo más que alternativa para este equipo. A día de hoy, resulta evidente pensar que, como mínimo, se cuenta con un delantero suplente de altísimas garantías para la temporada venidera… Pero quitando una espectacular chilena y alguna combinación aislada, ni él ni sus compañeros fueron capaces de sobreponerse al tanto cordobesista.

            Tuvo que ser en la segunda parte, con un lavado de cara total, cuando los celestes igualaran el resultado. Con once jugadores nuevos sobre el césped (Iván Villar, Néstor Araújo, Dani Molina, Eckert, Kevin, y demás canteranos) a los celestes les costó funcionar como se espera. Faltó conexión y sobró precipitación. Pero entonces, de una jugada aislada en un saque de falta, Jozabed puso el balón sobre el área y Apeh, delantero del filial, remató sobre las redes del Córdoba. Y poco más se pudo rescatar luego del encuentro.

            La siguiente cita será el viernes que viene, contra el Braga. Ahí, Mohamed ya podrá contar con casi todos sus jugadores (a excepción de Maxi). Y se supone que podremos ver algo más de este nuevo Celta “en construcción”, el cual se iba a parecer muy poco al anterior, y de momento no da esa sensación... A día de hoy, se inicia una nueva etapa abierta a la esperanza y el deseo de los pesos pesados de la plantilla: el regreso a Europa. “La actitud no se negocia”, dicen. Esperemos que así sea.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS